¿Para que el sufrimiento?

Desde entonces comenzó Jesús a declarar a sus discípulos que le era necesario ir a Jerusalén y padecer mucho de los ancianos, de los principales sacerdotes y de los escribas; y ser muerto, y resucitar al tercer día. Entonces Pedro, tomándolo aparte, comenzó a reconvenirle, diciendo: Señor, ten compasión de ti; en ninguna manera esto te acontezca. Pero él, volviéndose, dijo a Pedro: ¡Quítate de delante de mí, Satanás!; me eres tropiezo, porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres (Mateo 16:21-23)

 

El Señor Jesús va a morir y dice cosas claves para entender el sufrimiento:

1.- Es una necesidad (V.21).- Jesús tenía que morir para salvarnos. Todos tenemos que morir junto con Cristo “Con Cristo estoy juntamente crucificado y ya no vivo yo, más vive Cristo en mi”(Galatas 2:20) “Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y todo el que pierda su vida por causa de mí, la hallará”. (Mateo 16:24-25)

2.- El diablo no quería que sufriera (V:22-23).-El diablo quiere causar sufrimiento, es más el hace todo lo posible para que la gente sufra, pero el diablo no soporta el sufrimiento con propósito, el sufrimiento que acaba venciéndole.

3.- No querer sufrir es no mirar lo de Dios (V.23).- Muchos son capaces de entregar sus almas para evitar el sufrimiento, se miran más a ellos que al plan de Dios.

¿Para que Sufrir?

1) Para esperar las misericordias de Dios.- “He aquí el ojo de Jehová sobre los que le temen, Sobre los que esperan en su misericordia”(salmo 33:18). En los momentos difíciles es donde aprendemos a esperar, es donde aprendemos paciencia, aprendemos a estar en el “ya, pero todavía no”

2) Para ver milagros.- “Para librar sus almas de la muerte, y para darles vida en tiempo de hambre” (Salmo 33:19) Ser salvo de la muerte y tener provisión económica.

– Jesús murió pero resucitó (Mateo 16:21)

– Nunca verás milagros si todo va bien, el dolor es la puerta de los milagros

3) Para ser útil.- “el cual en otro tiempo te fue inútil, pero ahora a ti y a mí nos es útil” (Filemón 11)La cárcel fue el lugar donde conoció al Señor y fue tratado.

– El que sufre y lo sabe lleva bien, es cada día más útil en el reino de Dios y en el reino de los hombres

4) Para hacer realidad el propósito de Dios.- “Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados” (Romanos 8:28) Dios tiene un propósito para ti, y todo lo que te ocurre es para que ese propósito se haga realidad. A veces por nuestra torpeza necesitamos situaciones difíciles para que no nos desviemos y vayamos en el camino de Dios.

5) Para aprender a no echarle cuenta al sufrimiento.- “Salvo que el Espíritu Santo por todas las ciudades me da testimonio, diciendo que me esperan prisiones y tribulaciones. Pero de ninguna cosa hago caso, ni estimo preciosa mi vida para mí mismo, con tal que acabe mi carrera con gozo, y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio del evangelio de la gracia de Dios.” (Hch 20:23-24). Pablo vivía con la mira puesta en la meta y no miraba el sufrimiento.

A veces nuestro problema es que miramos más el sufrimiento que el plan de Dios. Nuestro egoismo nos hace centrarnos en nosotros mismos.

6) Para reconocer errores.- “Porque Demas me ha desamparado, amando este mundo, y se ha ido a Tesalónica. Crescente fue a Galacia, y Tito a Dalmacia.Solo Lucas está conmigo. Toma a Marcos y tráele contigo, porque me es útil para el ministerio.”(II Tim 4:10-11

) Frente a

“Y Bernabé quería que llevasen consigo a Juan, el que tenía por sobrenombre Marcos; pero a Pablo no le parecía bien llevar consigo al que se había apartado de ellos desde Panfilia, y no había ido con ellos a la obra. Y hubo tal desacuerdo entre ellos, que se separaron el uno del otro; Bernabé, tomando a Marcos, navegó a Chipre” (Hch 15:37-39)

– Los que abandonaron a Pablo fueron los que Pablo escogió, y el que Pablo rechazó (Marcos) fue el que se mantuvo con él

7) Para consolar a otros.- “el cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar a los que están en cualquier tribulación, por medio de la consolación con que nosotros somos consolados por Dios” (II Corintios 1:4)

8) Para comprobar el eterno amor de Dios.- “Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro.” (Romanos 8:38-39)

Deja un comentario